Bienvenidos a mi blog

En este blog cuento con vuestora opinión y si teneis sugerencias
para mejorar el contenido no dudeis en poneros en contacto con migo.

Contacta con migo

¿Cómo se colocan los implantes dentales?

Los implantes dentales son un tipo de intervención odontológica que está a la orden del día. De hecho, son de los productos más ofertados por parte de las clínicas dentales; los encontraremos en un sinfín de campañas publicitarias a precios que han bajado mucho en estos últimos.

¿Pero realmente que sabes sobre este recurso? ¿Sabes cómo se colocan los implantes dentales? Para solucionar cualquier duda que se te ocurra, tan sólo tienes que seguir leyendo.

Descubre paso a paso cómo se colocan los implantes dentales

Diagnóstico previo

Antes de hacer nada, el prostodoncista debe de hacer un estudio de la boca de cada paciente, evaluando si tan sólo se va a trabajar con un diente, si va a ser con unos cuantos, o si habrá que trabajar con toda la arcada.

Ten en cuenta que los dientes son muy complicados: cada uno de ellos tendrá una forma, tamaño y hasta color que variará según el paciente. Además, deben de servir para gestionar varias funciones (morder y tragar, vocalizar, etc.).

Si el implante no se coloca bien, vas a tener problemas para masticar, para hablar, para relacionarte. La implantologia dental es un campo muy delicado

Diagnóstico radiológico

Lo más habitual es que el profesional haga un diagnóstico radiológico para decidir qué tipo de implante te conviene más. Este es un recurso en el que estarán expuestas todas las estructuras de la boca: los dientes, el maxilar superior, mandíbula inferior, así como los órganos anejos.

El cirujano recibirá mucha información a través de este estudio.

Dependiendo de tu caso, y del grado de especialización del cirujano, puede ser que también tengas que hacerte una ortopantografía y/o un TAC para confirmar cualquier posible diagnóstico.

Diagnóstico de salud

También te harán un diagnóstico de salud general antes de empezar con cualquier intervención. Aunque si bien es cierto que un implante dental es un tipo de cirugía menor, es una parte del cuerpo mucho más delicada y seria de lo que parece.

Intervención

Una vez que el paciente se haya concienciado sobre la operación, podemos ver el proceso de cómo se colocan los implantes dentales.

Lo más común es que se aplique anestesia local; si el cirujano te ve algo nervioso, seguramente te dé un sedante.

Los implantes se colocarán de tal manera que sea prácticamente imposible que salgan de la zona que ha sido diseñada para ellos. Están “atornillados”. Sin embargo, habrá que ir con cuidado, porque con el masticado se podrían llegar a desatornillar.

Para que esto no pase se tiene que producir el proceso de osteointegración; es decir, que los implantes quedarán pegados en el hueso para que no se puedan salir.

Los implantes se confeccionan en material titanio, ya que es un material perfectamente compatible con el cuerpo.

Una vez que haya pasado entre 3-6 meses, habrá que someterse una segunda cirugía en dónde se hace una pequeña incisión para que el implante esté expuesto.

Finalizado este proceso sólo tendrás que acudir a las futras revisiones.